«ESTOS TRIUNFOS RENUEVAN LA ILUSIÓN»

Después del triunfo de Atlas como local por 3 a 0 frente a Puerto Nuevo, el presidente del club Maximiliano Ambrosio habló con Argentina en Ascenso respecto a lo que vio en el partido. Además, también declaró sobre los incidentes ocurridos en la cancha de Liniers la fecha pasada.

Por: Néstor Fernando Castro.

¿Como viste al equipo? ¿Te dejó conforme como jugó?

Sí, creo que se está viendo cierta evolución en el juego. El cuerpo técnico está encontrando lo que venía buscando. Yo creo que el equipo está cada vez mejor, eso hoy se plasmó en el resultado con una diferencia amplia que creo que pudo haber sido aún mayor y eso entusiasma.

Tomando en cuenta los resultados que está logrando el equipo, ¿para que está Atlas en el torneo?

Atlas desde el inicio del campeonato buscó y sigue buscando el ascenso directo, creo que Atlas está para ascender de forma directa. Lamentablemente un par de resultados adversos contra rivales directos y el tema de los puntos con Liniers que se le sumaron a nuestros competidores hizo que quedáramos un poco lejos ahora, pero todavía hay varios puntos en disputa y en el fútbol matemáticamente las chances no quedan cerradas hasta el final. No se puede dejar de pelear y si no es en forma directa, se buscará el ascenso a través del reducido.

¿Sentís que este triunfo motiva a los hinchas de Atlas?

Sí, estos triunfos renuevan la ilusión porque hacen pensar que Atlas está para seguir peleando. El hincha se ilusiona, hoy jugando un sábado vino mucha gente a seguir al equipo. El fútbol es resultados también, cuando el equipo gana la gente se entusiasma.

Con respecto al partido pasado frente a Liniers, ¿tenés algún comentario de los incidentes que tuvo Atlas al salir de la cancha?

Al finalizar el partido dos jugadores de Atlas, que fueron los primeros en salir, fueron agredidos por hinchas de Liniers. El resto de los compañeros salió en defensa de ellos y se armó una golpiza que duró unos minutos. La verdad que pudo haber traído algunas consecuencias, pero gracias a Dios no las hubo y queda en una anécdota. El mal trago que se vivió ya pasó.

Foto: Gentileza La Posta Noticias.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *